Genética...

Escrito por el 21 de junio de 2009


Octubre 25/1990

Hace poco me enteré de que voy a tener un hijo. La verdad es que no es deseado y probablemente haga hasta lo imposible por deshacerme de él...

Todos mis planes están marchando a la perfección como para permitir que un niño inesperado me los arruine. ¿Su madre? La verdad es que no la quiero -nunca la quise- y eso es lo que me facilita un poco más el tomar esta decisión. Ambos (su madre y yo) hemos hablado al respecto, me he cansado de decirle a Sofía (la madre) que no tiene caso traer al mundo a un hijo que difícilmente podremos mantener y que no será feliz; a ella no le importa, dice que no quiere pecar: quiere que su hijo nazca. 

Sí, sé que acabo de mencionar que mis planes van bien, pero un hijo ahora causaría que estos planes se frenaran, y entonces sí: a morir los tres de hambre -la madre, el niño y yo-.

Es por eso que hoy, como no he sido capaz de convencer a Sofía de que debe abortar, he decidido marcharme y borrarme del mapa... Si la genética es justa, mi hijo entenderá el por qué lo hice y será tan cabrón como yo. Adiós.

Jerónimo
---------------------------------------------------------------

Lo anterior fue escrito en la última página del diario de Jerónimo. En cuanto Julián lo leyó (después de encontrarlo en una caja que guardaba su madre con recelo en el ático), reafirmó su teoría: "A nadie en este pinche mundo le importaba una chingada".

Julián se suicidó tras leer una técnica infalible en el diario de su padre, quien también llegó a tener pensamientos suicidas y apuntaba las técnicas que iba descubriendo, para usar la mejor cuando tuviera el coraje para matarse...

Jerónimo no contaba con que la genética no sólo NO es justa, sino que es bastante pendeja: En lugar de heredarle a su hijo lo cabrón, le heredó lo depresivo...

Feliz día del padre.

27 Comentarios

  1. Clap, clap, clap, clap


    Muy bueno. Hay que hacerle cortometraje.
    Kudos mi mole.

    ResponderEliminar
  2. ayyyy

    estás siendo cruel con tus personajes últimamente

    por qué?

    ResponderEliminar
  3. Me parece que es un poco crudo tu post.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Meryone tiene razón, estás siendo muy cruel.

    Y ME ENCANTA.

    Sigue así.

    Aaaaaaaaaawwwwwwwwwwwwwwwwwwwwwww.

    ResponderEliminar
  5. Interesante el relato.

    Como dijeron: "eres cruel con tus personajes" pero... La realidad es cruda.

    Claro que siempre hay formas de hacerla más agradable.

    ResponderEliminar
  6. Crudo... Pero bueno.

    Me gustó mucho

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. siempre heredas lo que no debes, escuchas lo que no quieres y compras lo que no necesitas....
    pero lo más feo
    es que no pusiste ninguna de las técnicas
    carajo
    jajaja

    ResponderEliminar
  8. A veces las cosas no son como las esperamos, pero la genética no es justa, es un caleidoscopio que se encarga de crear las peores imágenes.

    ResponderEliminar
  9. Solo puedo decir:Jerónimo, eres un pendejo.

    (La pendejez también se hereda. Lo pinche depresivo, uta, que feo. Jerónimo, hiciste bien, no merecías vivir)

    ResponderEliminar
  10. Hacer que tu hijo de suicide antes de que te pague el asilo es FINÍIIIISIIIIMOOOO

    ResponderEliminar
  11. ¡Me ganaron el "clap, clap"! ¡Protesto!

    Excelentísimo, mi estimado.

    Qué chida entrada, cruda y ácida para hacer alusión al día del padre.

    La genética es injusta, imprudente y muy pendeja. ¿Por qué les hereda a los hijos abandonados, lo millonario de sus padre abandonador, por ejemplo?

    Bueno, ya. Sé que eso no es genética ni nada parecido, pero aplica de todas maneras.

    ResponderEliminar
  12. Padres abandonadores* debí decir.

    ResponderEliminar
  13. TÚ eres el asaz violento que no tiene sentimientos.

    Aparte, creo que podrías escribir cómo se suicidó.

    Comparte la técnica infalible, anda.

    ResponderEliminar
  14. Cada día del padre me decepciono gruesísimo, precisamente porque mi padre biológico vive en Canadá, no lo he visto como en 15 años y no puedo hablarle por teléfono.

    Por cierto hace unos días habló por teléfono para felicitarme por mi cumpleaños. Yo estaba en el trabajo y no pude contestarle. Qué triste.

    Y la genética fue relativamente justa conmigo. Me heredó lo depresivo, pero también lo guapo... aunque ya que no suelo aprovechar lo guapo...

    meh, chingue usté a su madre, señor Mendel.

    ResponderEliminar
  15. Por eso no es bueno saber leer, yo culpo a la educacion basica !!

    ResponderEliminar
  16. Ni hablar, unas cosas se heredan y otras se aprenden.

    Un día deberìamos conocer esos apuntes del padre que citas...

    ResponderEliminar
  17. Este post debería de estar en tarjetas conmemorativas por el día del padre.

    ResponderEliminar
  18. Mmm... si que la genética es pendeja.

    pero que no era mas facil convencerla de darlo en adopción???

    ResponderEliminar
  19. Todos pasamos por situaciones oscuras.
    TODOS.

    Si no tenemos los huevos necesarios para afrontar las consecuencias de nuestros actos, y sobre todo, que nuestro destino no está supeditado a cuestiones genéticas, simplemente no merecemos el delicioso obsequio de la vida.

    Saludosssssss!

    ResponderEliminar
  20. Genial sencillamente genial estupida genetica jajaj

    ResponderEliminar
  21. Sin sonar mamón.

    Tiene muy buen descenlace el escrito, más que me travé al inicio.
    Tiene un poco de todo, es como que el chilpachole de varias lecturas que he tenido, pero está chulo, eso que ni qué.

    Primer visita a este blog, y me haré seguidor,saludos.

    ResponderEliminar
  22. No soy tan pendeja como Julián pero mi progenitor es un Jerónimo cualquiera.

    ResponderEliminar
  23. tú conocías a mi padre?

    ResponderEliminar
  24. ·Cerrado: Gracias por las palmas, no es mala idea lo del corto. Saludos y güélcom.

    ·Meryone: Cruel la vida, mi estimada, no yo. Jajaja, saludos.

    ·D'Maurics: ¿Crudo de que no tiene sazón?... Ok, ok, entendí. Saludos y güélcom.

    ·Lady Jesus: Seguiré siendo cruel, entonces. Grrrr. Gracias.

    ·Sammy: Ya lo has dicho, la realidad es cruda. Hacerla agradable, muchas veces es aburrido.

    ·ge zeta: Qué bien que te haya gustado. Gracias por el banner tan rifado y por los comentarios anteriores. Saludos y gúélcom.

    ·Mujer de poca fe: Algún día pondré con lujo de detalle todas las técnicas, pa' que escojan la que más les plazca. Saludos y güélcom.

    ·Lorena: La genética es de las putas más desgracias que existen.

    ·Kyuutz: Estamos pistiando a gusto, mi buen... Jajaja, saludos.

    ·Akisuki: ¿Triste?

    ·Ninja Peruano: No había pensado en eso, bastante chido el tip.

    ·Mar: Gracias, gracias, gracias... Los padres millonarios abandonan a los hijos por inercia, ¿no? Saludisísimos.

    ·Ardilla: Soy un pan de Dios y tengo muchos sentimientos, deja de difamarme... Algún día compartiré la técnica.

    ·Morinakemi: Jajaja. Qué chinguesumadre el señor Mendel, pues.

    ·Carlos: O no saber escribir, todo es relativo, we.

    ·Exenio: Lo ideal sería aprender a olvidar lo heredado. Como ya dije, algún día esos apuntes saldrán a la luz. Saludos y güélcom.

    ·[MnS]: Ya que está de moda el capitalismo en este blog: ¡Hay que hacerlas y venderlas!

    ·MIN...: Era tan terca como la caca (como dice Polo Polo).

    ·jess: Hay quienes prefieren perder por default... Ni pedo. Saludosssss.

    ·Vivienne: Gracias.

    ·¡El Varol!: "Chilpachole", buena palabra. Gracias por el comentario. Saludos y güélcom.

    ·Paulin: Supongo que el progenitor de varios.

    ·Prado: No. A menos que sea famoso. Saludos y güélcom.

    ResponderEliminar

Su opinión es muy importante para mi ego.

NOTA: Debido al spam, se moderan los comentarios en entradas antiguas.