[Ctrl + Alt + Supr]

Escrito por el 18 de noviembre de 2009

Advertencia: Reflexión baratísima. Siéntase libre de no leer este 'post'.

No recuerda muy bien la sensación que experimentó al descubrirlo; simplemente lo describe como algo que se sintió "culerísimo". Y es que enterarse, por mera deducción y sin más pruebas que la lógica, de que uno es adoptado, debe ser algo muy cabrón... Por eso mismo, él decidió irse a vivir a otro país; total, de todos modos tenía que reconstruirse.
--

¿Qué tan difícil es renunciar al pasado y empezar desde cero? Supongo que sólo unos cuantos lo saben: Muchos lo intentan, pero pocos lo logran. Todos quieren algo mejor, pero no están dispuestos a lidiar con el sacrificio que el intentar conseguirlo les traería.

Ser adoptado y no saberlo, es una culerada. Siempre lo he dicho. Es aquí donde entra el cliché: todo lo que creías tuyo, ya no lo es... Y, claro está, uno tiene que investigar FORZOSAMENTE. Sí, existe quien toma las cosas con madurez y deciden aceptalas tal cual: —¡misgüevospardosqué!—.

Dudo mucho que los personajes maduros que aceptan las cosas 'así nomás', lo hagan por estar agradecidos. Pienso que no lo hacen por miedo... Sí, miedo a enterarse que fueron no deseados o qué-sé-yo. Y más miedo les da el hecho de saber que, el conocer la verdad, implicaría el tener que empezar desde cero: cambiar la cama suave y cálida por un catre que resultaría mucho más cómodo (porque en el catre podrían hacer lo que no pueden en su cama: descansar).

Hoy escribo esto porque últimamente he conocido a varias personas que viven de hacer las cosas que no disfrutan (y apenas se dieron cuenta) y que se mienten una-y-otra-vez con tal de no aceptar lo que realmente son y así evitar el miedo que implica volver a empezar. Lo anterior, casi siempre alegando que "ya es muy tarde para empezar"...

"Son mamadas de dedo", dijo una vez algún sabio filósofo —cuyo nombre no recuerdo—: Saber lo que uno quiere y vivir negándolo (por miedo a perder las comodidades que se tienen) es lo mismo que ser adoptado, enterarse repentinamente y no querer hacer preguntas.

Y ya me largo a la chingada. Tengo un nuevo padre que visitar en la cárcel... ¡Bazinga!

P.D.: Hoy no hay posdata. Los quiero... adoptados.

20 Comentarios

  1. El tumeromoleismo es lo de hoy .
    Ya no digo Me vale madre! ya digo TUMEROMOLE !

    El pedo de la banda es que no tiene huevos, y lo pior es que no lo svenden por kilos...
    ...

    ResponderEliminar
  2. No pos si tienes razón.

    A la hora de elegir entre lo que queremos y lo que nos conviene o nos es cómodo varios de nosotros nos hemos arrugado culeramente.


    sniff

    ResponderEliminar
  3. Yo por eso renuncié a mi trabajo buscando algo que vaya con lo que estudié. Tengo la duda de si no la estaré cagando pero bueno, ya avisé que me voy y un cambio no está mal.

    Tu post me llegó a lo más profundo de mi ser.

    ResponderEliminar
  4. No puedo decir que he empezado de cero varias veces pero sí puedo presumir que las comodidades me han valido madres y he dejado lo que no me ha satisfecho por seguir lo que realmente quería (o dejar lo que no quería, pues'n). Para mí falta de huevos y conformismo es la misma mamá hada.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  5. soy un agachon y me gusta juan son (musicalmente).. sss pero, acaso podre hacer lo que quiera, acaso esa libertad de hacer es cadena a la vez, estaremos condenados como ya lo dijo sartre?.. ah.. y estoy esperando mis "prestaciones de ley" y despues a haacer lo que quiero... ser seguidor de "tumeromole" full time xD!.. saludos y buena vibra.

    ResponderEliminar
  6. Es complicado.

    No quiero siquiera imaginar el golpe emocional que supone el saber que eres adoptado, supongo que lo mas sano es decirle desde un inicio que lo es. Aunque... lo mejor es no tener hijos, te ahorras muchos problemas.

    Sobre la idea de empezar desde cero...

    Sé que empezar desde cero puede a veces sonar romántico, incluso valiente; pero creo que hay ocasiones en que el comenzar desde cero no es tan buena opción.

    A esto dirás: Mariconadas. Lo que yo creo es que, ¿Que tal si comienzas desde cero y te das cuenta que la raíz del problema eres tú?. Aún mas, ¿que tal si empiezas desde cero y todo es igual?.

    El sólo imaginar esto, me hace dudar demasiado, pero no sabes cuantas ganas tengo de hacerlo.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. StrayChild tiene bastante razón; empezar de cero es mandatorio cuando sabes exactamente qué es lo que quieres y te das cuenta dónde estás equivocado... De otro modo, se pueden cometer errores aún más mayúsculos.

    ResponderEliminar
  8. yo conocí a una chica que era adoptada y lo sabía todo el mundo menos ella. supongo (espero) que a estas alturas se lo hayan contado (cuando teníamos cosa de quince, no lo sabía)

    no tengo más información porque me cae mal. desde siempre

    besos, molito. vayamos juntos a reclamarle al karma

    ResponderEliminar
  9. No puedo empezar desde cero, porque ni siquiera sé lo quiero =/

    ResponderEliminar
  10. Cuando pones ese tipo de advertencias me dan más ganas de leer tus posts.

    ResponderEliminar
  11. Yo simplemente quiero agregar que estoy de acuerdo con el hecho de que no saber que eres adoptado es una culerada. Debería dejarse muy en claro a los niños eso, al momento de adoptarlos. Lo demás son chingaderas que nadie se merece siendo tan pequeño.

    ResponderEliminar
  12. Concuerdo que empezar desde cero requiere primero saber qué es lo que uno quiere en verdad, si se sabe y aún así no se hace nada, entonces sí es cobardía.

    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Uno puede mentirle a todo el mundo,incluso asi mismo, pero eso es una onda zarra por el hecho de que acabaras sintiendote miserable y culero, tambien puedes ser el otro extremo, desirte la verdad no solo a ti si no atodos, pero eso te acabaria volviendo cinico, pendejo y mamon; uno puede mentirle a todo el mundo, pero si no lo ace asi mismo emtonces uno empieza a tomar las cosas por el "lado amable" asiendote pendejo, pero no siendolo, ejemplo :

    tirate un pedo en un elevador lleno de gente, pero mas de pura verga digas que tu fuiste

    ResponderEliminar
  14. Esta bien denso eso de no serle derechos a los morritos, al menos saben que purrun.

    ResponderEliminar
  15. ¡Limón en la herida chingao!

    Lo bueno es que aprendí, y empecé desde cero una vez más.

    Saludos don mole.

    ResponderEliminar
  16. Es fácil juzgar desde lejos, o desde una abstracción, pues mi compromiso es con la idea y no la persona.

    Es aventurado juzgar desde cerca, pues los sentimientos empañan la razón.

    Siempre es complicado juzgar cuando eres quien toma la decisión. Y en muchas ocasiones te rebasa.

    Yo suscribo el que la gente tiene derecho a conocer su origen. Finalmente es parte integral de su identidad. También creo que una vez superado el tema del origen, da igual saberlo. Conozco muchos casos de gente que en cuanto pudo buscó a sus verdaderos padres. No siempre fue posible encontrarlos, pero en las pocas ocasiones en que lo lograron, el hallazgo tuvo más que ver con la decepción y la frustración que con la revelación.

    Empezar desde cero da miedo. Pero se vuelve mucho peor conforme tienes más que perder. Especialmente cuando otros dependen de tus decisiones. No quiere decir que sea imposible o malo, sino que tomar la decisión se vuelve mucho más complicado.

    Así que suerte con tus cambios y con tus comienzos. Que siempre te lleven a lugares interesantes...

    G.

    ResponderEliminar
  17. No necesariamente es miedo.
    Puede ser flojera.

    Imagínate el esfuerzo que se requiere para encontrar a tus papás biológicos.
    Eso de colgar una lona en un paso a desnivel que diga: "Si diste en adopción a tu hijo en mayo de 1986 comunícate al..." y descartar una a una todas las posibilidades...

    No, no.

    Yo prefiero la comodidad a la verdad.

    ResponderEliminar
  18. el saber que no eres de la familia es algo muy traumático, muchas personas de plano se deprimen tanto, que se van a vivir a otro lado a buscar sus "raíces".
    Y resulta que son peores raíces de las que supuestamente dejaste de ser.
    A veces hay que decidir hacerse pendejo un rato y no rascarle mas al asunto, capaz y que salgo hijo de Paco Stanley, o peor aún del Fabiruchis.

    ResponderEliminar
  19. Pues, no estoy en esa situacion, pero una pariente mia no es hija biologiaca del que se supone es su padre, aun no lo sabe, y ps yo no puedo decirlo, pero creo que es mejor saberlo que vivir aca en la luna no teniendo idea de la realidad.
    Sobre lo de aceptar lo que uno es realmente, pues ya lo hice y ps como sea aunque me cueste trabajo tengo que hacer lo que quiero.
    Muy profundo tu post.
    Saludos y suerte!!!

    ResponderEliminar
  20. Jajaja, ¿Has oído alguna vez a la gente que es muy religiosa y que dice que cuando dudes de algo en tu vida, abras la Biblia y ella te dará la clave para solucionar tus problemas? Vale, hoy tu blog hace las veces de texto sagrado... Bueno, en realidad no es la primera vez, pero tú calla.

    No me has dado la respuesta que yo busco precisamente, porque ésa tiene qué salir de mí. Pero picoteas mi consciencia para incomodarme y lograr que siga "comiéndome el coco". Yo me hallo precisamente en la situación de no querer permitirme empezar de cero por no perder la comodidad de saberme más o menos estable económicamente y en paz con mi familia.

    Conforme pasa el tiempo, puedo sentir la alienación de mi persona, mi espíritu que muere un poco cada día. Sí, se oye asquerosamente cursi, pero eso es lo que sucede si te dejas llevar por esa falsa tranquilidad. Poco a poco vas olvidando que tenías "sueños" (objetivos, anhelos). Poco a poco. Yo ya no puedo recordar cuáles eran los deseos ésos que tenía cuando era "joven y revolucionaria", ja. Y con retazos del pasado y lo que todavía en el presente vale verdaderamente la pena, tengo que conseguirme nuevos planes de vida. Tengo que esforzarme por liberarme de la mediocridad en qué caí quién sabe cómo.

    Sí da miedo. Mucho. Pero qué asco vivir así, obligándome a aguantar solamente un poco más, haciendo lo mismo a diario, a diario, sin ver avances en el camino. Saturándome de vicios para olvidar que estoy jodiendo mi existencia por idiota.

    En fin, espero resolver ese asunto a la brevedad. Recordar que nunca le daré gusto a terceros, que debo mandarlos al carajo y hacer lo que yo quiera, para que hasta los fracasos me sepan bien, porque al menos lo intenté, por decisión propia.

    Blah, mucha catarsis. Disculparás el uso de tu espacio para mis pavadas. Comentaría también el otro asunto, de las adopciones, pero ya es abusar...

    ResponderEliminar

Su opinión es muy importante para mi ego.

NOTA: Debido al spam, se moderan los comentarios en entradas antiguas.